Archivos de la categoría Familia

Dices que quieres, pero no lo haces ¿por qué?

¿Cuántos años llevan diciendo que van a cambiar, ahorrar, viajar o bajar de peso? Pero nada de eso pasa.

Hay personas que se la pasan diciendo que quieren hacer o dejar de hacer algo. Lo hacen cada año con los propósitos o cada principio de mes. Ya más que deseos reales parece una cantaleta sinsentido y nos deja pensando si les gusta sufrir o si realmente no quieren hacer ese cambio en sus vidas (porque normalmente se piensa que si lo quisieran realmente ya lo hubieran hecho). Pero, ¿es así de simple? ¿O se puede querer una cosa y al mismo tiempo otra aparentemente opuesta?

¿De qué estamos hablando aquí?

• Personas que te dicen que quieren hacer, o dejar de hacer, algo y que por más que lo dicen acaban por no hacerlo.
• De esas personas de las que te dices “Para qué se queja tanto y no hace nada, la verdad es que ni quiere hacer lo que dice, porque si quisiera, ya lo hubiera hecho”. Pero si realmente no quiere hacer lo que dice ¿por qué lo dice?

Por ejemplo:
• Dices que quieres leer más, pero nunca hay tiempo, te aburres, te quedas dormido o no se te pega ni una línea de lo que has leído y lo dejas.
• Dices que quieres aprender a bailar, un idioma o hacer algo nuevo, pero nunca haces nada para hacerlo o te quedas en los primeros intentos.
• Quieres acabar la tesis o algo pendiente, pero mejor te pones a ver la tele o siempre hay algo que se te atraviesa
• Quieres empezar a llevar una vida más sana (dejar de fumar, comer distinto, hacer ejercicio), puede que empieces bien, pero no eres perseverante y lo dejas.
• Quieres cambiar de trabajo o empezar tu propio negocio, pero por más que ves casos de éxito, tomas cursos para emprendedores y tienes los recursos, nomás no empiezas.
• De aquí excluimos en esta ocasión adicciones o conductas compulsivas patológicas; hablamos de situaciones de la vida cotidiana con personas en situaciones normales.

¿Pero cuál es el problema con eso?

• Esto no sería un problema si no lo convirtiéramos en un problema.
• Es decir, si dejáramos de intentar cambiarlo o resistirnos a ese cambio.
• El problema central de todo esto radica en que esta situación no nos deja ser del todo felices.
• Porque si lo estuvieras realmente, podrías vivir en tu zona de confort y nunca pensar en hacer ningún cambio. Piénsalo, de seguro hay muchas cosas que hoy haces, que otros quizá no, que para tí no representan ningún problema, aún incluso si alguien te dice que deberías cambiarlo.
• El problema es que hay una voz que constantemente te recuerda que algo te falta por hacer y que deberías hacerlo por la razón que sea.

¿Por qué pasa esto?

• Hay una aparente discrepancia o incongruencia entre:
• Lo que se elige y lo que se decide.
• La elección es interior y generalmente es lo que realmente quieres; la decisión es externa (es el primer paso) y es lo que crees que puedes o deberías.
• Lo que se quiere y lo que se cree que se debería de hacer.
• A veces queremos algo, pero las presiones familiares o sociales (que muchas veces ya hicimos nuestras y vienen como un eco de la voz interior) nos hacen buscar otra cosa para sentirnos “buenos”, que hicimos “lo correcto” o lo que se supone que deberíamos de hacer.

Recompensa inmediata.

• Comer o tener una vida sedentaria te da un placer que ya conoces y además no tienes que hacer nada nuevo; el llevar una vida sana no sólo implica hacer cosas que ahora no haces, sino que te hace abandonar un placer conocido por uno supuesto futuro del que ni siquiera estás seguro qué te va a dar realmente.

Objetivos en conflicto

• Ambas cosas son de algún modo deseables porque nos dan algo que nos gusta o necesitamos.
• El problema es que ambas interfieren entre sí en el tiempo o el espacio.
• No puedes dormir y hacer ejercicio al mismo tiempo.
• No puedes estar leyendo un libro mientras te bañas o conduces.
• No puedes aprender inglés mientras estás atendiendo al público frente a un escritorio.
• Uno consciente y el otro inconsciente.
• Uno es el objetivo manifiesto y el otro el oculto que es el que nos está dando algo hoy mismo.
• El objetivo no es lo que haces, sino lo que te da lo que haces.
• No es fumar, sino lo que el fumar te da.
• No es la vida sedentaria, sino lo que eso te proporciona.
• Esto aunque digas “ver una serie no me hace sino perder el tiempo”.
• Eso no suele ser verdad, a menos que sólo te dediques a eso de manera compulsiva.

Posibles supuestos

• Sí lo deseas, pero tanto como crees.
• Es algo que te gustaría explorar, hacer o aprender, pero la realidad es mera curiosidad y tú ya lo tomas como si fuera un deber.
• A lo mejor cuando lo deseabas tenía más sentido, pero ahora ya no tanto.
• Supón que tienes una buena vida, pero no acabaste la maestría o la secundaria para el caso. Eso te ha carcomido y aún así no tomas los pasos necesarios.
• Tienes una creencia de no poder y temes más al fracaso.
• Hay quien no intenta algo por miedo a no poder. Cualquiera les diría que lo intenten, que “al fin que el no ya lo tienes”, pero lo desagradable de la sensación de fracaso es tan grande, que inconscientemente la evitan.
• Las renuncias que tendrías que hacer.
• Para cada “sí” hay un “no”. Empezar algo nuevo o dejar de hacer algo conocido traerá a tu vida no sólo cambios favorables, sino la desagradable sensación de dejar atrás tu mundo conocido del que habrás de despedirte. Hay una pérdida.
• Los costos que hay que pagar.
• Hay quien no quiere invertir horas de su vida en algo que no les da placer. No es que les guste el camino fácil y lo quieren todo “peladito y en la boca”, simplemente no les gusta sufrir (aunque sí quejarse)
• Algo distinto y que te lleve cierto esfuerzo tendrás que hacer y eso es inevitable
• La frustración de un método equivocado.
• Hay quien quiere hacer un cambio con resultados aquí y ahora.
• Muchos lo logran así, pero otros necesitan un proceso. Si este no es tu método personal, te vas a frustrar al no entender que hay avances y retrocesos.
• Hay quien cree que el cambio es gradual y a pasos.
• Si lo tuyo es más el cambio radical, esto del proceso y los pasos te va a desesperar y vas a volver a lo mismo.
• A lo mejor crees que eso es lo que deberías de hacer, pero en realidad no quieres.
• Hay ciertos hitos o marcadores de vida que se supone debemos de alcanzar para obtener la felicidad.
• Estos marcadores están impuestos por la sociedad y la cultura de cada tiempo.
• Acabar la escuela, casarte, tener un hijo, tener un nieto, viajar, etc.
• La realidad es que, más allá de lo conveniente o placentero de algo, no podemos experimentarlo todo en una sola vida. Habrá cosas que no quieras hacer y no las harás por más que los metiches te digan que deberías.

Pensamientos fantasiosos.
• Creer que si resuelves eso, tu vida estará resuelta.
• La realidad es que hacerse cargo de un problema no suele ser lo que resuelva toda una vida, pero sí nos abre el espacio para hacerse cargo de otros problemas que existen y seguirán existiendo.

Lo que te han enseñado

• Si desde niño te dijeron que siempre hay que estar haciendo algo y que estar “de ocioso” es malo, entonces cuando tienes que hacer algo porque “debes” (recopilar documentos ´para hacer tu declaración de impuestos), pero realmente no “quieres” (porque preferirías estar viendo un capítulo de Grey’s Anatomy” , acabas haciendo otra cosa que ni al caso como depurando tu correo o limpiando el refrigerador.
• Esto porque de todos modos ya lo “tenías” que hacer, pero ante lo desagradable de lo de los impuestos prefieres hacer esto para sentir que estás haciendo algo y no “perdiendo el tiempo” viendo la serie.

¿Qué podemos hacer?

No olvides que el objetivo es ser felices

• Entonces piensa si uno de tus dos objetivos (el que ya tienes y el que quieres lograr) es el que te da más felicidad, tanto en el corto como en el largo plazo.
• Ser feliz no implica que sólo me importe yo y que todo lo demás me valga.
• Ser feliz implica tener un equilibrio en la mayoría de las áreas de nuestra vida.
• Personal, social, afectiva, espiritual, física, etc.
• Pregúntate “Para qué” quieres hacer lo que supone quieres hacer y no haces.
• Qué te va a dar, qué diferencia va a hacer en tu vida, quién serías si no lo haces y quién si lo consigues.
• Practica el arte de dejar ir
• A lo mejor no necesitas hacer, sino dejar de creer que deberías de hacer.
• Expande tu zona de confort.
• Empieza a hacer pequeños cambios, aparentemente insignificantes, que te hagan empezar a moverte.
• Busca el punto donde experimentes cierta incomodidad, pero no demasiada y que tengas cierta sensación de confort o seguridad, pero no como el habitual.

El proceso de cambio se siente, pero no tendría por qué sufrirse.

Deja de buscar la perfección.

• Siempre habrá renuncias por hacer y nadie está exento de problemas aún en los mejores escenarios.
• Elige entre lo que quieres, lo que debes y lo que te conviene.
• Si haces mucho de lo que quieres, pero nada que ver con lo que debes, quizá termines por descuidar tu trabajo y meterte en otros problemas.
• Si haces sólo lo que crees que debes, pero nunca lo que quieres, vas a acabar en estrés, con gran frustración o incluso en depresión.
• Entonces quizá lo ideal sería pensar qué te conviene en el corto y largo plazo, combinar un poco de ambos (lo que quieres y lo que debes) o pensar que es lo que quisieras hacer, que además te haga sentir que deberías hacerlo y que además te convenga.

El poder del agradecimiento

Beneficios ciéntificos de la gratitud


• De acuerdo a un estudio publicado en Applied Psychology: Health and Well-Being. Las personas agradecidas duermen mejor y se sienten mejor al despertar.

• La gratitud aumenta la fortaleza mental. Un estudio publicado en Behavior Research and Therapy encontró que los Veteranos de la Guerra de Vietnam con mayores niveles de gratitud experimentaron tasas más bajas de Trastorno de Estrés Postraumático. Un estudio publicado en el Journal of Personality and Social Psychology encontró que la gratitud fue un importante contribuyente a la resiliencia después de los ataques terroristas del 11 de septiembre.

• Un estudio reciente de la Escuela de Medicina de la Universidad de California en San Diego encontró que las personas que estaban más agradecidas en realidad tenían una mejor salud cardíaca, específicamente menos inflamación y ritmos cardíacos más saludables.

• Investigadores de las universidades de Utah y Kentucky determinaron que las personas que llevan un diario de gratitud tienen una ingesta reducida de grasa en la dieta, hasta un 25% más bajo. Las hormonas del estrés como el cortisol son un 23% más bajas en personas agradecidas.

• Una encuesta de NBC News encontró que el 7 de cada 10 empleados renunciaría a un aumento del 10 por ciento a cambio de un jefe más agradecido y amable.

La frecuencia vibratoria más alta energéticamente hablando es la del agradecimiento.

Decir gracias no solo es cuestión de educación es un tema de salud, de abundancia y de ser feliz.

El agradecimiento tiene un poder multiplicador y aquí va todo lo que hay que saber al respecto:


• Desarrollar nuevos patrones mentales donde agradezcas todo lo que tienes y lo que está por venir.
• Agradecer dónde estás pero también donde no estás.
• El día de acción de gracias en Estados Unidos es su festividad más importante, simboliza algo que hoy no existe en ese país como la inclusión y el tender la mano para compartir juntos los alimentos. ¿Si copiamos el Halloween no podríamos hacer nuestro un día de dar gracias?
• No hay en el mundo exceso más bello que el de la gratitud. Jean de la Buyère
• Agradecer las críticas no es tan fácil como hacerlo con los regalos pero éstas nos dan la posibilidad de mejorarnos a nosotros mismos. Ej. hijos críticos.
• “La gratitud es la forma más exquisita de la cortesía” Jacques Maritain.
• Si expresas gratitud hacia lo que tienes permites que esto crezca. Siempre debes de hacer tu mejor esfuerzo y así el Universo sabrá que estás listo para salir de donde estás y llegar a un lugar mejor. Bendice tu sueldo actual con amor.
• Gratitud Loca. Cuando no nos detenemos a agradecer todo lo que tenemos nuestros pensamientos nos esclavizan con lo que no tenemos. Pam Grout Agradece y Genera abundancia.
• La abundancia, el amor y la paz siempre están disponibles pero tienes que estar en la frecuencia correcta. No es el pensamiento lo que atrae lo que quieres es el agradecimiento.
• Observar el mundo desde un lugar de gratitud empleamos la atención para enfocarnos en la belleza y la posibilidad.
• Incrementar tu capital social, creativo, de aventura, alquímico y espiritual y todo a partir de sentir el agradecimiento mucho más allá de decir gracias.
• Jamás cerramos un círculo si no agradecemos lo que esa situación o persona trajo a nuestra vida.


Beneficios de la gratitud


• Mejora del bienestar físico, emocional y social
• Mayor optimismo y felicidad
• Sentimientos de conexión mejorados en tiempos de pérdidas o crisis
• Aumento de la autoestima
• Niveles de energía elevados
• Corazón fortalecido, sistema inmune y presión arterial disminuida


• Mejora de la inteligencia emocional y académica
• Capacidad expandida de perdón
• Disminución del estrés, ansiedad, depresión y dolores de cabeza
• Mejor autocuidado y mayor probabilidad de hacer ejercicio
• Aumento de la espiritualidad: capacidad de ver algo más grande que nosotros mismos

Del sufrimiento al crecimiento

De qué va
No es lo que te pasa, sino lo que haces con lo que te pasa.
Después de una vivencia traumática únicamente hay dos caminos: o permites que ese dolor te consuma o te fortaleces a partir de ese evento para resignificar tu experiencia y darle un sentido.
Cuando un evento traumático sucede, no siempre tenemos las herramientas para poder resignificar nuestra vida, pero eso no se traduce a que no podamos hacerlo.
¿Cómo convertir nuestras crisis y traumas en oportunidades de crecimiento?
Shulamit Graber es una experta en el tema.
A partir de un doloroso secuestro, y como psicoterapeuta familiar, ha desarrollado un método para que después de algún suceso que nos sacuda -cualquiera que éste sea- podamos darle un nuevo valor a nuestra existencia.

«Nadie sana siendo la misma persona, la sanación es un viaje de transformación».

El ser humano por naturaleza intenta evitar el dolor a toda costa, somos buscadores de placer…pero paradójicamente es en ese dolor, producto de una experiencia traumática, que encontramos crecimiento y transformación.

Durante un evento traumático uno se enfrenta a emociones y miedos que jamás se imagino

Dos preguntas son evidentes en una experiencia traumática: ¿Podré sobrevivir a esto que me está pasando? Y en todo caso, ¿Cómo va a cambiar mi vida a partir de este momento?

Estando en mi cautiverio en uno de los momentos de mayor desesperanza, me hice dos preguntas: si es el último momento de mi vida ¿Qué me falto por vivir?, y si salgo viva ¿Qué haré diferente?.

Mi respuesta para la primera fue una reflexión instantánea, reconocí en ese momento que había vivido una vida maravillosa; mi respuesta para la segunda en cambio, estaba basada en aquello que me faltaba por hacer, y fue ahí cuando tomé la decisión de convertirme en una experta en el acompañamiento de experiencias traumáticas para ayudarme a mí y a mis consultantes. Esta promesa está siendo cumplida.

¿Cómo superar el dolor de una experiencia traumática?
Todos ellos tienen un común dominador, han sufrido una experiencia que ha paralizado su vida, desde un secuestro, la pérdida de un ser querido, un divorcio, una infidelidad, hasta un abuso, entre muchos otros.

Todos estos eventos traumáticos tienen una importante consecuencia: “agotan la realidad” de quien lo vivió, y hoy sé que nadie ni nada debería agotar toda tu realidad.

Después de esa vivencia, únicamente hay dos caminos: o permites que ese dolor te consuma o te fortaleces a partir de ese evento para resignificar tu experiencia, y darle un sentido, generando un crecimiento.

Mi propuesta con este libro es lo segundo, tu qué viviste un experiencia dolorosa, podrás encontrar el para qué y superar el dolor para crear una nueva versión de ti mismo.

Resignificar una experiencia traumática requiere de 4 pasos, mismos que yo utilicé para superar mi experiencia de secuestro y convertir el estrés postraumático en un crecimiento postraumático.

Dicen que el tiempo lo cura todo, yo pienso lo contrario: no podemos dejar en manos del tiempo una experiencia dolorosa de esta índole. La única forma de sanar una herida y seguir adelante con tu vida, incluso con una versión mejor de ti mismo, es atreviéndote a trabajar tu experiencia. Y hoy tienes en tus manos esa posibilidad a través del método que te propongo.

Para ir del Caos al orden, solo hay una ruta, primero tienes que contar tu historia de una forma diferente a la que siempre la has contado, después tienes que buscarle un nuevo significado a lo que viviste para poderlo acomodar en tu interior, y finalmente construir una nueva cosmovisión de tu vida, y ese es justamente el camino que hoy quiero proponerte.

Si decides aceptar mi propuesta, tu vida nunca volverá a ser la misma.


Nos gusta mucho celebrar a la muerte, pero ¿en realidad sabemos cómo se originó el Día de Muertos?

La celebración del Día de Muertos es una de las tradiciones más antiguas y representativas de México. Nos gusta el color del cempasúchil, el olor del incienso, el sabor de las calaveritas de azúcar y chocolate… Muchos mexicanos mantienen viva esa costumbre y pese a que la celebramos fervientemente cada año, pocos sabemos en realidad su origen.

Este día, en Cultura Colectiva Noticias te platicaremos un poco sobre el origen de esta tradición milenaria en la que miles de mexicanos conviven con la muerte, en la que se hace homenaje a nuestros difuntos, en la que coloreamos el camino de nuestros muertos para que regresen y convivan un día con nosotros.

El culto al Día de Muertos es un legado ancestral que puede verse en las distintas culturas prehispánicas que habitaron el territorio. Los orígenes de esta celebración son anteriores a la llegada de los españoles. Ellos tenían una concepción única del alma, algo que les impidió entender el que los indígenas atribuyeran a cada individuo varias entidades de ánimas y que cada una de ellas tuviera, al morir, un destino diferente.

En la mitología azteca, Mictecacíhuatl es la reina del Mictlán, la región de los muertos. Para los aztecas, Mictecacíhuatl representaba el principio y el fin de la vida. Ella junto, a su rey, les da la bienvenida a todos aquellos que mueren por causas naturales. Pero antes de llegar a ella, los difuntos, ya sean nobles o plebeyos o ricos, deben atravesar un largo y doloroso viaje por el Camino de los Muertos. Una vez que terminen su trayectoria se encontraran con los reyes del Mictlán quienes le permitirán disfrutar del descanso eterno.

31 de octubre, arranca todo

En nuestro país, el Día de los Muertos se celebra el 31 de octubre, el 1 y 2 de noviembre. El 31 de octubre se celebra a los niños menores de 12 años; el 1 de noviembre es el Día de Todos los Santos y se recuerda a quienes fallecieron por causas naturales o enfermedades; y el 2 de noviembre, después de las 12 del día -según las creencia es cuando las alma de los difuntos se van- se recogen las ofrendas y se levantan los altares. También se cree que las almas de los niños regresan de visita el día 1 de noviembre, y que las almas de los adultos regresan el día 2 de noviembre.

Recordemos la vida y la muerte

El Día de Muertos no es una fecha para llorar, sino para celebrar la vida después de la muerte y además es conocido en todos los continentes. Lo más interesante, es que esa fecha no remite precisamente a una ausencia, sino a una presencia viva que ha trascendido a la eternidad; la muerte es una metáfora de la vida que se materializa en el altar ofrecido: quienes hoy ofrendan a sus muertos serán en el futuro invitados a la fiesta.

Orgullosos debemos de estar que el Día de Muertos es reconocido por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial, enfatizando la importancia de su significado en tanto se trata de una expresión tradicional -contemporánea y viviente a un mismo tiempo-, integradora, representativa y comunitaria.

¿Cómo vivir una vida sin límites?

“Una vida sin límites”. A través del Tao Te Ching, un texto ancestral clásico chino del filósofo Lao Tsé.

Alejandra Llamas
Escritora best-seller, maestra y fundadora del Proceso MMK, una organización especializada en la enseñanza integral para el empoderamiento del ser y su entorno. Certificada como Coach Ontológico. Autora de los libros: Una vida sin límites, El arte de conocerte, Maestría de vida, El arte de educar, El arte de la pareja, Esencia de Líder, entre otros.

De qué va
Busca mostrarnos el camino a un equilibrio emocional, a través de 45 versos del Tao Te Ching, texto ancestral Chino atribuido a Lao Tsé.
Es un análisis sobre la conexión que debemos tener todos con nuestro mundo interno, logrando alejarnos de la separación y el miedo, y acercándonos a la unión y al amor.
Este libro es una herramienta para entender y ver de manera positiva nuestro entorno y lograr nuestra paz interior.

El tao
El Tao Te Ching, que puede traducirse como `El libro del camino y de su virtud`, uno de los más importantes de la filosofía y religión chinas, fue escrito hace 600 años antes de Cristo
Se basa en 81 versos cortos, describe una fuerza, llamada el Dao (Tao), que es el orden del mundo.
Es una fuerza de contradicción, y representa todas las cosas del universo.

Marcando el camino
Hoy elijo vivir en el misterio de la vida, mi libertad está fuera de significados, de etiquetas mías y de otros.

Diferencias
Cuando mi trabajo está hecho lo olvido y por ello perdure para siempre, así no interviene mi ego en mi quehacer, así logro que todas mis acciones sean vividas como Encuentros perfectos

Práctica no hacer nada y todo caerá en su lugar
Entre más reglas, menos libertad. Entre menos libertad, menos Felicidad. Entre menos felicidad, existen más crímenes. Entre más crímenes más reglas
Hoy práctico no hacer nada y veo un orden inteligente que pondrá todo en su lugar.

Cuando enseñamos
Enseña a otros desde el silencio de tu ser y desde el corazón
Permite que tus acciones o no acciones hablen de quien eres, lo llevas adentro es lo valioso para compatir con los demás.

El Tao es el poder y el origen
Hay un mensaje del Tao para ti en cada experiencia que vives; te vuelves consciente de tus vivencias y te hace reflexionar en ellas para entender qué aprendiste de ti de lo vivido.

Con la mente abierta
Cuando escuches
Pon atención, crea presencia, recibe la comunicación desde la curiosidad
Da gracias a la conexión y el vínculo que creas con otros
Repite lo que dice la persona
Explora sus sentimientos
Si no se te pida, no des ideas, consejos, ni expreses, prejuicios; sana a la persona el simple hecho de escuchar.
Poder
Mientras que otros se apresuran a hacer cosas, yo acepto lo que me es ofrecido y esto me siembra en mi poder.

Virtud
La virtud no se relaciona con algo moral o social
El espíritu vive de virtudes que se vuelven formas de ser y, por lo tanto, se vuelven maneras de vivir.
Trasladamos esas virtudes a nuestro cuerpo, mente, emociones y personalidad
Cuando despertamos a quien verdaderamente somos permitimos que lo etéreo tome la forma de nuestro ser en el plano físico.
Hoy recuerdo que, al vivir en conflict con otro, he Regalado mi poder, por lo cual ahora estoy bajo su merced.

Abundancia
El verdadero dar nace de caer en cuenta de que todo te sobra: amor, comida, bienes, salud, energía, buen humor, agradecimiento.
El arte es dar sin esfuerzo, sin querer generar poder o dominio
Da a manos llenas y conocerás lo que es ser rico
Si das desde un lugar de verdadera abundancia , si sabes conectarte con ese lugar de ti en donde la abundancia siempre está presente, nunca terminará.

El uso del no ser, vivir en el vacío
Al vivir en el vacío soltamos nuestras falsas personalidades y lo que nos sostiene son nuestras virtudes; al cumplir nuestra palabra estabilizamos y fortalecemos relaciones y honramos a aquellos con los que interactuamos.
Al soltar nuestras exigencies obtenemos la libertad y paz constante que esperábamos que el control nos brindara pero que jamás lo hizo.

Confianza y amor
Cualquier relación que no está asentada en la confianza se pudrirá
El amor y la confianza existen juntos
Permite que tus acciones vengan generadas por amor, a los demás, al planeta, a ti mismo
Confianza en mí, en lo que soy, en lo hermoso que hay en mi camino, en los retos intelectuales, en mis capacidades.
Confiar es no esperar algo de otros, ni que llenen nuestras expectativas y necesidades creadas, confiar es saber que todos mentimos, somos desleales, nos confundimos, fallamos y a pesar de eso, podemos seguir amándonos.

Conocerte a ti mismo
Dentro del Tao saber quién eres realmente es vivir en la luz, y conquistar lo que eres es despertar
Los que tengan la habilidad de ver su grandeza, dejarán por siempre de estar preocupados por lo que otros piensen.

fuente: Marthadebayle,com

ESTA ES TU VIDA, NO TE LA PIERDAS

Octubre es el mes de la lucha internacional contra el cáncer de mama, cáncer que representa el 16% de todos los casos en el mundo y que es la causa de muerte número uno en mujeres.

Imagínate que llegara alguien y te dijera todo lo que podría sucederte en los próximos años, ¿suena emocionante, no? ¿Qué harías?

Dejemos a un lado si alguien puede decirnos o no qué pasará en el futuro, pensemos por un momento qué haríamos con las buenas y las malas noticias que nos dé. Específicamente con las malas, la mayoría de nosotros trataría de prevenirlas, ¿correcto?

¿Por qué no hacemos eso con nuestra salud?

Octubre es el mes de la lucha internacional contra el cáncer de mama, cáncer que representa el 16% de todos los casos en el mundo y que es la causa de muerte número uno en mujeres. Son cifras alarmantes, sobre todo si entendemos el problema desde la raíz: En México, anualmente mueren 5,900 mujeres al año por esta causa.

Y aunque no respeta edad ni género, esta enfermedad ataca en su mayoría a mujeres. La desinformación y la falta de cultura de prevención hacen cada vez más fuerte este problema, y lo peor de todo es que existe un miedo generalizado pero sin un método de acción. Porque seamos honestos, ¿cuándo fue la última vez que te hiciste algún estudio para detectarlo?

Actualmente hay muchas organizaciones que se preocupan y se ocupan de este tema, un ejemplo de eso es Salud Digna, quienes luchan contra la desinformación o mitificación de la enfermedad. Este mes, siendo congruentes con su misión, lanzaron la invitación a las mujeres para hacerse una mastografía y cuidar de sí mismas, por lo que otorgarán 10,000 mastografías GRATIS, entregándolas a través de su sitio web.

No seas parte de quienes ven su vida pasar y toma acción ante esta problemática. Puedes encontrar más información en las redes de Salud Digna.

Facebook: https://www.facebook.com/SaludDignaMx/
Twitter: @SaludDigna
www.salud-digna.org

¿Es posible un sistema de cuidados de largo plazo en México?

A sus 73 años, Doña Cecilia aún vive en el mismo barrio de siempre, alejado del centro. Aunque es diabética, no siempre cuida su dieta. Como dice riendo, “estoy acostumbrada al refresco desde chica; en el pueblo era lo que tomábamos”.

Vive con su hija Elena, quien dejó su trabajo en un restaurante local para atender a su madre. Mientras pica unas verduras en la cocina, nos cuenta que “a veces es muy duro. Hasta para salir a comprar necesito ayuda de mis hijos o incluso de Doña Patricia, la vecina”.

Afortunadamente, Doña Cecilia forma parte de los más de 3 millones de pensionados en México y es derechohabiente del seguro social, lo que la ayudará a costear el tratamiento de diálisis renal al que pronto tendrá que someterse.

El panorama de la dependencia en México

En México hay más de 12 millones de adultos mayores, y esta población está creciendo de manera más acelerada que el resto de la población. De ellos, casi 3 millones enfrentan algún tipo de dependencia para realizar actividades básicas como vestirse, bañarse o comer. En muchos casos, cuentan con soporte de cuidadores informales, en su mayoría (casi el 70%)  mujeres como Elena, que no reciben soporte o remuneración alguna. De hecho, la Cuenta Satélite de Salud de INEGI estima que en el hogar se otorgan cuidados no remunerados que  superan el 1.5% del PIB, más de lo que gastan todos los hospitales del país.

¿Qué acciones tomar?

Si bien el país cuenta con la Ley de los Derechos de las Personas Adultas Mayores, ésta tiene casi 20 años y no hace alusión, entre otros temas relevantes, a la necesidad de un sistema de cuidados de largo plazo. En este sentido, es recomendable promover una reforma que garantice servicios de atención a la dependencia para que personas como Doña Cecilia accedan a servicios de cuidados como asistencia a domicilio, teleasistencia o centros de día, por mencionar algunos.

Sin embargo, el reto mayor es generar las condiciones necesarias para que dicha reforma promueva también una fuente sostenible de financiamiento que permita costear el despliegue de este nuevo sistema. Si soñamos en grande, esta fuente albergaría los sistemas de cuidados de cualquier mexicano, sin que estuviera fragmentado o vinculado a derechos laborales. Así, podría pensarse en un sistema de cuidados único que no repitiera los errores del sistema de salud—cuya reforma de integración ha sido permanentemente pospuesta.

El rol del seguro social

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) tiene 60 millones de afiliados, de los cuales el 12% son adultos mayores. Esta institución proporciona beneficios:

– De salud (atención médica sin límite de uso)

– Económicos (soporte económico por incapacidad debido a enfermedades generales, ocupacionales y embarazo, además de pensiones)

– Sociales (guarderías y centros deportivos, culturales y de capacitación)

El IMSS está trabajando en la definición de un plan rector con base en la problemática médica y social de los adultos mayores. El objetivo del plan es diseñar las acciones a llevar a cabo durante los próximos años para brindar una respuesta sociosanitaria a los problemas del adulto mayor.

Retos pendientes

No obstante, en este momento el IMSS no cuenta con servicios de cuidado de largo plazo. Además, necesita:

  • Mejorar la oferta de servicios de salud para los adultos mayores
  • Fortalecer la capacidad resolutiva de sus clínicas y hospitales
  • Mejorar la referencia y contrarreferencia
  • Reducir el exceso de prescripción de medicamentos a los adultos mayores
  • Capacitar a su personal en geriatría y gerontología, entre otros aspectos

El IMSS camina de la mano con otras instituciones del país para llegar a acuerdos que unifiquen acciones y generen sinergias. Para ello y con base en una agenda previamente consensuada, cada semana dialogan el Instituto de Geriatría, el Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades de la Secretaría de Salud, el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores, el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado y el Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia.

Una tarea de todos

Algunas instituciones en México se han puesto manos a la obra para enfrentar este reto. Sin embargo, el esfuerzo no estará completo sin que la sociedad civil y el sector privado se sumen a impulsar este nuevo pilar del sistema de bienestar. En este sentido, el IMSS ya ha iniciado el diálogo con las organizaciones de la sociedad civil para lograr sinergias, documentar lecciones aprendidas y colaborar hacia un futuro incluyente y digno para los adultos mayores mexicanos.

Si las tendencias se mantienen, para 2050 los mayores de 60 años representarán el 25% de la población del país, alcanzando a las 40 millones de personas. Si te imaginas un futuro con acceso a una pensión digna, un estilo de vida saludable y un soporte de cuidados, éste es el momento de actuar. Cuida tu salud y aporta tu granito de arena para que un sistema de cuidados de larga duración sea posible.

¿Te has puesto a pensar cómo será tu vida cuando seas un adulto mayor?

10 hábitos que destruyen tu felicidad

Por si andan frustrados, enojados, infelices, hoy les vamos a decir las 10 cosas que han estado haciendo mal y que están destruyendo su felicidad.

Compararte con los demás
• La tentación de compararnos con los demás es casi abrumadora.
• Sin embargo, estarte comparando constantemente con otros, lo único que provoca es la insatisfacción de tu propia vida.
• Es fácil mirar a otra persona y pensar que tienen la carrera perfecta, las relaciones más felices, dinero o atractivo. PERO las comparaciones nunca son justas, porque somos seres únicos, con nuestros propios talentos, temores, pasiones y rasgos. Tenemos muy diferentes experiencias de vida, deseos y metas.
• Si no puedes evitar compararte con otros, trata de encontrar un equilibrio en lo que estás percibiendo y ser objetivo.
• Además recuerda, TODOS estamos tratando de poner nuestra mejor cara.

No apreciar lo que tienes
• No importa cuáles son las circunstancias de tu vida, tienes mucho que agradecer.
• Todos los días tienes la oportunidad de trabajar hacia tus objetivos, servir a los demás y encontrar todas las pequeñas alegrías que te hagan feliz.
• Cuando eres ingrato se te olvida la importancia y el valor de todo lo que te rodea y has construido.
• OJO, la gratitud cambia la vida.
• Ser agradecido reduce el estrés, te da paz mental y te hace más resistente.PUBLICIDAD

Dejar que el miedo o el odio te controle
• Nuestros cerebros están programados para advertirnos del peligro real y mantenernos a salvo, pero el miedo y la ansiedad nos pueden paralizar.
• El miedo al fracaso es un obstáculo para luchas por los sueños.
• El miedo, influye en las decisiones que estás dispuesto a tomar en tu vida.
• Lo mismo pasa con el odio. Dejarte consumir por la ira sólo te dará experiencias difíciles, además la toma de decisiones basadas en el odio te roba la capacidad de concentrarte en lo que realmente importa.
• El Odio sangra tu felicidad.

Vivir pensando en el pasado y en el futuro
• Estar pensando todo el tiempo en lo que va a pasar o en lo que ya pasó, lo único que va a hacer es que te pierdas de las experiencias y oportunidades que están justo frente a ti.
• Debes vivir en el presente, acoplarte al lugar dónde estás y con quién estás.
• De lo contrario, sin darte cuenta, lo único que va a pasar, es tu vida.
• Vivir en el pasado por lo general significa problemas no resueltos, centrarse en el futuro por lo general significa ansiedad.
• Las personas que tienen una mayor concentración en el presente son más felices y se sienten más conectados con los demás.

Tratar de controlar lo que NO está en tus manos
• Es frustrante gastar una gran cantidad de tiempo y esfuerzo haciendo planes, sólo para descubrir que la vida, al final toma un camino diferente a todo a TODO lo que ya tenías programado.
• Y además te parece injusto.
• Para los fanáticos del control, lo mejor que pueden hacer es darse cuenta de que no siempre están en el asiento del conductor.
• Pueden pasar todo su tiempo y energía tratando de llegar a la forma perfecta para planificar y predecir el mundo que te rodea, pero las cosas no siempre van a ir a tu manera.
• Tienes que aprender a dejar ir.
• En lugar de tratar de controlar cada detalle, deja que la vida se desarrolle naturalmente.
• Sé libre

Dejarte atrapar por la culpa
• Estar culpando a todo y a todos es un hábito destructivo.
• Cuando culpas a otros, renuncias a la responsabilidad de tus propios sentimientos y acciones.
• Dejas esa responsabilidad en otra persona, para evitar la culpa.
• PERO, no se te olvide que al final, somos siempre responsables de nuestras propias acciones.
• Nadie más puede obligarnos a hacer algo, y nadie más puede asumir la responsabilidad por ello.PUBLICIDAD

Clavarte con las cosas materiales
• Es que quiero YA ese nuevo coche increíble, ese gran reloj, el sofá maravilloso, etc, NADA de eso te da un sentido de pertenencia o cumplimiento.
• Sólo te va a provocar tensión y ansiedad si es que tu presupuesto es apretado o vives luchando para pagar las tarjetas de crédito.
• Cuando concentras tu vida en el dinero y cosas materiales, NO VES lo que realmente te hace feliz: Las personas, experiencias, perseguir tus sueños, el amor, la alegría, la pasión.
• Recuerda, el Dinero es el medio, pero nunca el fin.
• Buscar un equilibrio en la vida, y reconoce que la riqueza no puede comprar la felicidad.

Rodearte de personas tóxicas
• Las malas relaciones con la gente tóxica roban tu felicidad.
• Las personas negativas chupan la alegría de la vida.
• Si no tienes cuidado, su mentalidad pesimista se filtran en tu forma de pensar.
• La triste realidad es que la gente tóxica no se preocupa por ti y nunca lo hará.
• No dejes que las malas relaciones te dañen.
• Sé firme y seguro en lo que eres.
• Mereces estar rodeado de gente que te trate con respeto y amabilidad.

Postergar todo, marchita tu ambición
• Inventar excusas para explicar por qué no has hecho algo o dejar pasar la oportunidad de ir a algún lugar, conocer a alguien, presentarte a una entrevista, daña tu felicidad a largo plazo.
• Por postergar las cosas, estás perdiendo un tiempo precioso y energía que podrías utilizar para perseguir tus metas y sueños.
• Cuando mires hacia atrás, te sentirás frustrado y molesto por la forma en que pasó tu tiempo. ¿Por qué no hice eso cuando debía? ¿Por qué no tome ese trabajo? ¿Por qué no salí más con mis amigos? ¿Por qué no quise tomar ese riesgo?
• Todo lo que quieras hacer, comiénzalo hoy.

Ser tu propio peor crítico
• Vivimos pensando que hay que establecer altas expectativas y ser duros con nosotros mismos cuando nos quedamos cortos.
• Después de todo, la autocrítica es necesaria para identificar tus defectos y perfeccionar tu arte.
• Pero OJO, un ego hinchado no te llevará a ninguna parte y por el otro lado, golpearte todo el tiempo, tampoco será útil.
• La clave es examinar las razones por las que eres tan duro contigo. ¿Está realmente decepcionado porque sabes que puedes hacerlo mejor? ¿O es que las opiniones, deseos y evaluaciones de otras personas te hacen sentir así? ¿Estás torturándote porque tienes miedo?
• Tómate el tiempo para conectarte a tu verdadero yo.
• ¿Qué quieres realmente? ¿Quién quieres ser? ¿Cuáles son tus pasiones, gustos y disgustos?
• Encuentra la manera de ser tú mismo y disfrútalo.
• Ser amable contigo mismo y con los demás: eso es el camino a la verdadera felicidad.

El arte del bienestar

Para todos aquellos que viven en el odio, el rencor, pensamientos negativos, en la autodestrucción.

El bienestar genuino no depende de lo que tomamos del mundo sino de lo que le aportamos.

Dentro del contexto. Budista, la práctica espiritual o “dharma”, se refiere a una cosmovisión, una práctica meditativa y una forma de vida conducente a la consecución de un estado duradero de felicidad genuina.

Para entender lo que esto quiere decir se requiere establecer una clara distinción entre el placer mundano, o hedónico y el bienestar genuino.
Los placeres mundanos son aquellos que surgen como resultado del contacto con estímulos placenteros tales como las posesiones materiales, las relaciones significativas, un trabajo satisfactorio y actividades sensuales, intelectuales y estéticas satisfactorias.
Podemos también perseguir atajos a dichos estímulos a través de directamente influenciar al cerebro con estímulos químicos o eléctricos.
A pesar de que algunos placeres hedónicos pueden ser muy significativos tales como aquellos que se derivan de las relaciones interpersonales y laborales, cualquier placer que experimentamos meramente como resultado de la estimulación física del cerebro es por naturaleza transitorio y ulteriormente ausente de auténtico significado.

Parecemos experimentar placer hedónico como consecuencia de nuestra relación con el mundo, pero la felicidad genuina surge no de lo que el mundo nos provee o aporta sino de lo que traemos al mismo.  Esta es una cualidad de bienestar, no simplemente una sensación o sentimiento placentero, que resulta de la calidad de nuestros vidas, la salud y el equilibrio que cultivamos en nuestra mente y corazón y del entendimiento experimental de nuestra propia naturaleza, la manera en que existimos así como la naturaleza del mundo con el que convivimos.

El placer hedónico es intrínsecamente competitivo y por lo tanto lleva fácilmente al conflicto entre los individuos, comunidades o naciones mientras que la persecución del bienestar genuino abreva de nuestros propios recursos internos de tal forma que un alto nivel de bienestar genuino en una persona no disminuye ni eclipsa el de otra.  Por el contrario la experiencia de tal bienestar puede inspirar a otros a vincularse con sus recursos internos de los que esta felicidad se deriva.

La búsqueda del bienestar genuino para nosotros y los que nos rodean y no del mero placer hedónico es lo que le aporta a la vida genuino significado.

Las 5 reglas del bienestar
Liberar el corazón del odio
El odio es un sentimiento complejo y muy profundo. Está compuesto de ira, rechazo, resentimiento y aversión, entre otros. Por eso mismo, también es un sentimiento muy invasivo, que termina impregnando nuestra forma de ver el mundo. No se puede estar bien, mientras se albergue odio en el corazón.
Por eso, una de las cinco reglas budistas del bienestar es liberar el corazón del odio. Obviamente, es más fácil decirlo que hacerlo. Para lograrlo se necesita de una fuerte dosis de empatía.
Se trata de mirar a quien odiamos desde un punto de vista compasivo, tratando de comprender sus carencias y sus limitaciones. Esto nos permite perdonar y dejar de odiar.

Liberar la mente de las preocupaciones
Las preocupaciones son una anticipación ansiosa del futuro. En otras palabras, la expectativa de que ocurrirá algo desagradable, que nos causará dolor, aflicción o alguna forma de malestar. No se trata de una perspectiva racional. Si lo fuera, simplemente buscaríamos los medios para conjurar el riesgo que se avecina.
La mejor manera de liberar la mente de las preocupaciones es ubicándonos en el presente. En lugar de estar pensando en eso que podría sobrevenir, más bien deberíamos dedicarnos a hacer de este momento actual, lo mejor que pueda ser. Esto no solo alivia la angustia, sino que también nutre el sentimiento de auto-poder.

Liberar el espíritu de la soberbia
Uno de los aspectos más paradójicos de la soberbia es que vuelve muy vulnerable a quien es víctima de ella. Esto sucede porque quien se siente superior a los demás es más proclive a castigarse por cualquier error que cometa. También resulta fácilmente vencido por los halagos o artificialmente humillado por las críticas.
Tomarse a uno mismo demasiado en serio solo conduce al malestar. Esto se evita si somos lo suficientemente humildes como para comprender que ni toda la vida nos va a alcanzar para aprender todo lo que nos gustaría ni para alcanzar todas aquellas metas a las que aspiramos. Sin la soberbia, la vida es más ligera.

Aprender a dar, una de las reglas del bienestar
Los budistas insisten en que una de las reglas del bienestar consiste en aprender a actuar con generosidad. Esta virtud es propia de quienes confían en sí mismos y desean que el sufrimiento no esté ni en su propia vida ni en la de los que le rodean. El generoso enriquece cualquier entorno en el que esté.
Dar es una forma de poder personal. Quien da de sí y de corazón, se siente más fuerte al hacerlo. Expande su ser y es generador de bienestar. Eso es lo que finalmente va a cosechar: bienestar para sí mismo y para quienes le rodean.

Aceptar más y esperar menos
Una de las más importantes reglas del bienestar, a la luz del budismo tibetano, es la de aprender a aceptar cada una de las experiencias que se nos presentan. Cada persona y cada situación que llega a nuestra vida traen consigo un regalo. Lo que pasa es que no siempre logramos identificarlo.
Si en lugar de renegar o rechazar lo que nos sucede, nos ponemos más bien en actitud de aprendizaje, se incrementará nuestro bienestar. Lo mejor de todo es que en verdad tendremos la capacidad de darle vuelta a los hechos negativos, convirtiéndolos en fuente de crecimiento.
Las reglas del bienestar según el budismo tibetano son un catálogo de vida. A veces complicamos la existencia, sin ninguna necesidad. Estas reglas nos recuerdan que, en el fondo, solo se trata de vivir con sencillez, humildad y buena actitud hacia nosotros mismos y hacia los demás.

fuente: Marthadebayle.com
Tony Karam
Presidente y fundador de la Casa Tibet en México. Organizador de las visitas de Su Santidad el XIV Dalai Lama a México. Lic. en Estudios Budistas por la Naropa University, Boulder Colorado. Lic. en Psicología Budista y Occidental por la Naropa University, Boulder Colorado. Tiene Estudios de postgrado en Budismo y civilización Tibetana, Universidad Tribhuvan, Kathmandu Nepal.

Dar hasta enfermar: El complejo de héroe

Si son de los que dan y dan enfermamente y creen que todo se resuelve dando de más,leeremos unas razones para dejar de hacerlo.

Reflexión:
• ¿Sientes amor por ti mismo?
• ¿Cómo sabes que te amas?
• El amor por uno mismo está relacionado con conocer y llenar nuestras verdaderas necesidades.
• Hay un sentimiento positivo respecto a lo que soy, me acepto.
• Me siento orgulloso y en paz conmigo.

La persona que da mucho experimenta:
• Angustia por hacer y resolver
• Siente cansancio crónico
• Tiene mucho Enojo consigo mismo y con los demás
• Todo el tiempo trabaja por llenar las expectativas ajenas
• Está atrapado en su complejo de héroe

Ejemplos de un Típico Héroe
• En la familia es el que presta dinero, paga las cuentas, resuelve los temas legales.
• Es el que parece que nunca tiene problemas.
• Se traga todas sus necesidades.
• En una situación complicada siempre sabe qué hacer y todos tienen el derecho a recargarse menos él o ella.
• Todos esperan mucho de él o ella, es un pilar para la familia.
• En el trabajo es el que carga con muchas responsabilidades que no le corresponden.
• Se sobre responsabiliza de todo y carga con culpa sino lo resuelve.
• En la pareja es el que paga, da de más, relaciona el amor con resolver y dar sin límites.

¿Generosidad verdadera?
Hay un fuerte Ego en la persona que ama resolver el mundo cree:
• Que nadie mejor que él o ella para hacer las cosas.
• Cree que tiene la razón.
• Se siente mejor que los demás.
• Ama ser necesitado.
• Siente que así controla a las personas y las circunstancias.
• Quiere ser aceptado y teme el rechazo.
• No sabe mirarse a sí mismo.
• Tiene un fuerte ego y odia ser vulnerable.

¿Quién cubre las necesidades del Héroe?
• No sabe recibir, hasta para recibir una manzana se siente culpable.
• Nunca se siente satisfecha.
• Está enojado por el abuso de los otros.
• Da y entrega sin límites.
• No llena sus necesidades, hay mucho enojo consigo mismo.

¿Cuál es el estado de su niño interior?
• Tiene un niño que decidió no ser vulnerable
• Tiene un niño que eligió rescatar a su madre o padre
• Tiene un niño que nunca miraron sus necesidades
• Que tuvo que ser fuerte para ser visto
• Tuvo mucho miedo a la incertidumbre
• Tiene un fuerte sentimiento de rechazo a si mismo

LAS MUJERES TENEMOS IMPLANTADA A LA HEROÍNA
• Las mujeres fuimos educadas para mirar las necesidades de todos
• Estamos desconectadas de nosotras
• Relacionamos la feminidad con dar y dar, y dar
• Una persona que está complaciendo a todos es como una prostituta Emocional=Basura
• Eso nos debilita dar sin mirarnos nos enferma

¿Cuáles son las consecuencias de Dar sin recibir?
Enfermedades típicas del Héroe:
• Artritis, Colitis, Rinitis. Son modos de rechazo al exterior
• La Artritis es grita: Dejen de abusar de mi-No saben decir que NO
• Problemas en las rodillas: Inflexibilidad y miedo al qué dirán.
• Espalda: sentirte responsable de la felicidad de los otros.
• Problemas en la garganta: Expresarnos, tragarnos las necesidades. Tos, garraspeo, afónica
• Accidentes: El culpable tienen que pagar

¿Cómo salir del Complejo de Héroe?
• Reconocer su miedo. Ser vulnerable
• Vivir en un orgullo intimo
• Ponle nombre a tu rescatador@ y ponle límites
• Hacer un trabajo muy fuerte de vulnerabilidad. No es mental es desde el corazón-
• Agradecer a su Héroe, no eliminarlo, iluminarlo